Los detalles son importantes.

No importa el lugar de origen, la condición social, ni mucho menos la religión.

Son nuestras acciones las que determinan nuestro destino.

Y recuerda, si deseas saber más, te sugiero leer mis libros, donde encontrarás más reflexiones para elevar tu aprendizaje espiritual.

El Arte de Brillar
El Arte de Vivir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.